sábado, 17 de noviembre de 2012

EDUCAnCIÓN (XVI): "Aprende los números" con Babyradio

Revisando esta sección de mi blog, he visto que la mayoría de las canciones seleccionadas hablan de temas "demasiado" serios. Por eso - y porque esta semana también he escrito muchas entradas sobre temas profesionales - quiero incluir esta tranquila mañana de sábado una sencilla canción para los más pequeños sobre "aprender los números" tomada de Babyradio. Una maravillosa idea, por cierto, la de esta radio online para niños y niñas.

Lo malo es que ni una sencilla canción evita que piense un poco, ¡vaya! Ahora me he acordado de un fragmento del Capítulo IV de "El Principito" de Saint-Exupéry:

"A los mayores les gustan las cifras. Cuando se les habla de un nuevo amigo, jamás preguntan sobre lo esencial del mismo. Nunca se les ocurre preguntar: “¿Qué tono tiene su voz? ¿Qué juegos prefiere? ¿Le gusta coleccionar mariposas?”. Pero en cambio preguntan: “¿Qué edad tiene? ¿Cuántos hermanos? ¿Cuánto pesa? ¿Cuánto gana su padre?”. Solamente con estos detalles creen conocerle. Si les decimos a las personas mayores: “He visto una casa preciosa de ladrillo rosa, con geranios en las ventanas y palomas en el tejado”, jamás llegarán a imaginarse cómo es esa casa. Es preciso decirles: “He visto una casa que vale cien mil pesos”. Entonces exclaman entusiasmados: “¡Oh, qué preciosa es!”." (Saint-Exupery, El Principito, 1943, Capítulo IV
En estos días se ha hablado más sobre el número de manifestantes en Madrid durante la huelga general (entre 35.000 y 1 millón, según las fuentes), que sobre el contenido de esa protesta. Como leí en algún lado, más importante que enseñar a contar, es enseñar qué cosas cuentan.

Y ahora, ¡a cantar! ¡Más alto, que no te oigo!






Una canción de propina ... por si os habéis quedado con ganas de cantar:



El pobre McCow se quedó al final sin vacas. Triste metáfora de la economía española reciente ... Parece que no consigo cantar sin dejar de pensar. Por eso os dejo también (y ya paro) una que es optimismo puro. Cuidado, es aún más pegadiza, ¡la canción de la risa!



Nota: Tomo aquí esta canción sólo con un fin educativo y para generar debate a partir de ella. Respeto los derechos de autor, por lo que recomiendo escuchar y comprar el original. Si el contenido te ha aportado algo o te ha hecho pensar, ¿por qué no lo compartes en un comentario en esta entrada?

No hay comentarios:

Publicar un comentario