miércoles, 27 de febrero de 2013

EDUCuestionadores (XII): ¿Por qué a veces terminamos aceptando ideas estúpidas en educación?

Leo a través de Jaime Olmos, un comentario de pmelgar en un foro:
"A menudo escucho y leo críticas a cualquier tipo de propuestas que hablen de esfuerzo y calidad. Se rechazan estas ideas afirmando que responden a la sociedad capitalista, a la mercantilización de la universidad, que son de derechas, y un largo etcétera de frases hechas que se emplean para meter en un mismo saco diversidad de propuestas y, sobre todo, para poder rechazarlas sin necesidad de argumentar los motivos. Como personas científicas y comprometidas con la educación debemos ser rigurosos y rigurosas a la hora de vincular determinadas propuestas con una ideología concreta. El esfuerzo no es un patrimonio de la derecha y es una pena que aquí haya autores que van de expertos en educación y que cometan ese error, generalmente porque su fuente no son libros científicos de educación sino las tertulias y el google. (...) Me ha llevado a pensar en la necesidad de no aceptar "ideas rancias y estúpidas" sin argumentos y evidencias sobre su eficacia en la consecución de una educación de calidad para todos y todas. Y de mantener nuestro compromiso como científicos y científicas con aquellas propuestas realmente revolucionarias." (pmelgar, 26.02.2013)

Y pocos minutos después me encuentro esta imagen en Twitter subida por Aránzazu Ibáñez, @aranzazu5:

Fuente: Aránzazu Ibáñez, 27.02.2013


El ejemplo de pmelgar es muy bueno y cercano. Hablar de esfuerzo y calidad no es malo, sin duda. Otra cosa es si la enésima nueva ley de educación en España es coherente en lo que dice y en lo que dice que va a hacer para lograr lo que pretende. Quien esté en contra de la cultura del esfuerzo y de la calidad en la educación, posiblemente se equivoca. Como se equivoca el que habla de esfuerzo y de calidad sin explicar cómo lograrla, quizá como estoy haciendo yo ahora en esta entrada.

Todo esto me recuerda, no sé muy bien por qué, al "Efecto Barnum". Gracias a mis inmensos conocimientos psicológicos (nótese mi ironía), puedo decir esto de ti, como seguidor habitual de este blog:

"Estás orgulloso de ser un pensador independiente; y de no aceptar las afirmaciones de los otros sin pruebas suficientes. Pero encuentras poco sabio el ser muy franco en revelarte a los otros. A veces eres extrovertido, afable, y sociable, mientras que otras veces eres introvertido, precavido y reservado. Algunas de tus aspiraciones tienden a ser bastante irrealistas." (Forer, 1946)

Bueno ... podría decirlo de ti ... y ¡también de cualquier persona! P.T. Barnum vino a recordarnos que, por desgracia, tal vez "cada día que amanece, el número de tontos crece" (él fue menos poético: "There's a sucker born every minute"). 

Yo prefiero ser optimista (¿irrealista?). Creo que aún quedan muchos "educuestionadores", personas que se plantean la educación como una pregunta abierta, que no aceptan medias verdades y que intentan también contribuir a que sus alumnos sean personas críticas. Si aceptamos frases lapidarias como las de Barnum o Einstein, ¡podemos tirar ya la toalla! No sé a ti, pero a mí no me apetece hacerlo todavía.


Twitter me ha ofrecido en los últimos meses un lugar de reflexión sobre EDUCACIÓN que intento ordenar un poco en esta sección, EDUCuestionadores, cuyo objetivo es recopilar pensamientos y preguntas de toda la comunidad educativa (alumnado, familias, docentes, ...) que circulan por la red. La fuente principal es la lista en Twitter del mismo nombre, que ya cuenta con 401 miembros, y que da origen a una publicación diaria de los enlaces más tuiteados por ellos a través de The Tweeted Times. Por organización, tuiteo en una cuenta paralela, @EDUCuestionador, las ideas que voy encontrando, a modo de diario ("tuitario") de aprendizaje con píldoras que plantean la educación como una pregunta abierta.



Este mes he utilizado como herramienta Tweetbook para generar el documento con todas estas ideas de Febrero:


Si te interesa este tema, te recomiendo este debate en LinkedIn: "¿Debatimos con rigor en educación?" En el mismo grupo, también hay abierto un nuevo debate a partir de esta entrada.

No hay comentarios:

Publicar un comentario en la entrada